Ponen en funcionamiento las máquinas de Kimberly-Clark

0

Ante el posible desalojo a manos de la empresa multinacional, los trabajadores despedidos de la fábrica decidieron permanecer en su área de trabajo y poner en funcionamiento las maquinarias para elaborar papel higiénico y servilletas.

Por Cristian Flores.

A finales de septiembre la localidad de Bernal amaneció con la noticia que 200 empleados de la fábrica Kimberly-Clark fueron despedidos. La empresa multinacional explicó mediante un comunicado oficial que la desvinculación masiva se debió a una reestructuración de la planta.

Ante el “Procedimiento Preventivo de Crisis” presentado para habilitar los despidos, los trabajadores realizaron medidas de resistencia para no dejar la fuente de ingreso y de sostén para sus familias. Durante la última conferencia de prensa del 22 de noviembre anunciaron, desde la planta que permanece tomada, que realizarán una «prueba productiva».

Según el comunicado de los empresarios de Kimberly-Clark, llamaron a la medida de reclamo de los trabajadores como «una usurpación» del edificio situado en la ciudad de Bernal. Para que la denuncia sea tomada por las autoridades aún falta la firma del Juez de Garantías Nº 2 de Quilmes, Martín Nolfi.

Anteriormente hubo marchas al municipio de Quilmes, «Papelazo» en las plazas, recorridos en las universidades para solicitar apoyo de la comunidad estudiantil. Esta semana prometieron producir insumos de papel para hacer una «entrega simbólica» en hospitales y escuelas de la localidad.

Los trabajadores, que sostienen la lucha por la reincorporación y el pago de los ingresos, advirtieron que la fábrica con sus empleados seguiran con el reclamo. Cabe mencionar desde junio 2015 a junio 2019 el gobierno de Cambiemos cerró 18.519 empresas. Y en muchos casos, los empleados no recibieron la indemnización correspondiente.