La miseria de los grandes empresarios

0

Primero fue Paolo Rocca, el más rico de la Argentina, quien despidió casi 1500 trabajadores, a los pocos días de anunciado el aislamiento social y obligatorio. También se le sumaron las cadenas multinacionales de comida rápida, sus trabajadores han denunciado recortes en sus salarios.


Las denuncias a grandes empresarios que incumplen las medidas del Gobierno Nacional se multiplican.


«El Bingo Begui de Berazategui, empresa Estepako, suspendió y echó a empleados en plena cuarentena. A los empleados suspendidos se les pagó menos de su básico , dejando así muchas familias en situación vulnerable», por razones obvias preferimos no revelar la identidad.


«El Grupo Nave Motors; que comprende Renault, Citroen, Nave Planes situada en Quilmes, sus trabajadores no cobraron su sueldo o solo cobraron la mitad ($11.000 en algunos casos $10.000 en otros). La SRL. tiene alrededor de 100 empleados. Muchos de ellos no van a reclamar porque tienen miedo de perder sus trabajos», nueva denuncia recibida a la redacción.

«El dueño de la firma TodoModa/Isadora Martín Castelli, empresa líder en bijuterie en Argentina y gran parte de América Latina, está incumpliendo con las normas laborales, ya que no le abonó al personal el dinero correspondiente por ley. Privó de pagar el presentismo, adicionales por imagen, horas nocturnas, premios de febrero y adicionales de pago de caja, un total de $10.000. Los empleados fueron amenazados que si no acataban estas medidas serían despedidos. El argumento de la multinacional para no abonar este dinero, fue que ‘esas horas no se trabajaron’, desentendiéndose de lo que está sucediendo a nivel mundial con esta pandemia». Otro reclamo.


Esperamos con el transcurrir de los días estas empresas, no precisamente pequeñas, puedan regularizar el salario y las condiciones laborales de trabajadores y trabajadoras, vital en este momento crítico.