Furor por “el Messi quilmeño”

0

Se trata del jugador Luka Romero con herencia deportiva en el Club Quilmes, por parte de su padre el ex mediocampista Diego Romero, que ayer debutó en el Mallorca con tan solo 15 años. Además de lucirse sobre el final del partido, Romero se transformó en el futbolista más joven de la historia en debutar en la Liga Española.

En el día de ayer Luka Romero, un joven nacido en México pero que ya jugó como mediocampista para la selección Argentina, debutó en la 31° fecha contra el poderoso Real Madrid.

Agradecido por la oportunidad escribió en sus redes sociales: “Ha sido un momento inolvidable. Gracias a todo el cuerpo técnico y al Mallorca por haberme dado esta oportunidad. Nunca olvidaré este día”.

El debut

Su crianza en España lo llevó a integrar el planteal del Mallorca. Si bien la presión ya abunda sobre sus hombros, al bautizarlo “El Messi mexicano” o “La promesa argentina (con raíz en Quilmes)”, el joven no se achicó para mencionar su preferencia por la Selección Nacional.

Podría haber elegido entre México por su nacimiento y España por la nacionalidad documentada, sin embargo el pequeño crack ya vistió con anterioridad la celeste y blanca. Su padre y madre son quilmeños y no duda en volver a jugar para Argentina y representar al país.

Ante el Real Madrid, el cambio en la cancha que le permitió debutar con la camiseta N° 41, vino a los 84 minutos del partido de la mano del Mallorca sobre el final del partido. Y para sorpresa de toda la prensa deportiva superó al anterior más joven Sansón (15 años y 255 días) frente a Luka Romero (15 años y 219 días).